Campione- Vacaciones en Roma

Campione.- Vacaciones en Roma, Capítulo de Tarde en la Noche



Después de que Kusanagi Godou terminó su participación en el duelo impuesto, Erica le había invitado a la antigua capital de Roma, era de noche.


Sobreviviendo a una crisis mortal, como de costumbre, Godou terminó causando graves daños a los antiguos campos de batalla “El Coliseo”.


Pero en cualquier caso, la batalla que estuvo llena de todo tipo de peligros, finalmente concluyó.


Godou se apartó del trágico escenario del Coliseo y se separó de los tres representantes de las asociaciones que actuaron como testigos del duelo.


A continuación regresó al hotel. Después de un baño, se iría a la cama inmediatamente. Eso era lo que había decidido Godou.


Luego, después de una buena noche de descanso, iba a reflexionar cuidadosamente sobre el incidente de esta noche en la mañana. Con el fin de no hacer “este tipo” de error nunca más…


Cuando volvió la mirada en la dirección del Coliseo, el terrible resultado de su “momento de descuido” entro a su vista.


Con un gran sentido de la vergüenza, Godou lamentó profundamente sus acciones.


Los sonidos de las sirenas de la policía y los bomberos podían ser oídos viniendo de la dirección del Coliseo. Este ruido le causo a Godou ser asaltado por nuevas reprimendas de su conciencia.


A pesar de todo esto, Erica parecía bastante encantada mientras caminaba a su lado.


“Hoho. El duelo de esta noche ha dado a conocer por completo el poderoso nombre de Kusanagi Godou. Este es el resultado de diversas preparaciones preparadas de antemano.”


Erica explicó mientras caminaba por las calles de la nocturna ciudad romana, provocando gran sorpresa en Godou.


“¿Q-qué quieres decir con preparativos?”


“Hmm. Básicamente los tres VIPs que conociste en el duelo de hace un momento. Invitar a los tres sin duda tomó un esfuerzo sustancial. Aunque había una excusa adecuada, son gente muy ocupada. De hecho, también invite a tres líderes adicionales, pero no pudieron asistir debido a problemas de agenda.”


“Preparaste tanto expresamente por el bien de dejar a otros ser testigos de mi poder?”


Godou frunció el ceño.


“¿Por qué harías algo así? No hay necesidad de reunir a todas aquellas personas por una persona como yo, ¿verdad?”


“No seas absurdo. En el mundo de la magia, sabías que no hay un evento de mayor suspenso que el nacimiento de un Rey Demonio? Enviando invitaciones en realidad mostraría nuestra simpatía en su lugar.”


Erica enumero las siete prestigiosas asociaciones mágicas reconocidas en Italia.


Los tres testigos del duelo de esta noche pertenecían a la [Vieja Dama], la [Mujer Lobo] y la [Capital de Lirios] respectivamente. Además, estaba la [Cruz de Bronce Negro], el [Águila del Cielo Azul] y [Aegis].


“Por último, pero no menos importante es mi [Cruz de Cobre Negro]. Godou, ya te has reunido con el comandante en jefe de la asociación a la que pertenezco, mi tío, Paolo Blandelli. Por lo tanto, esta noche fue una oportunidad para que las otras seis asociaciones enviaran representantes para tener una audiencia con el séptimo Campione.”


Godou nunca esperó que conocer a esos testigos en realidad llevara tal importancia.


Al darse cuenta de los acontecimientos surrealistas que lo rodean, Godou suspiró.


“Sin embargo, Godou, lo llevaste a cabo incluso mejor de lo esperado. No solo mostraste ese nivel de poder destructivo a los representantes de las tres prestigiosas asociaciones, incluso silenciaste por completo sus dudas acerca de si eras una falsificación o no.”


“Y- yo no lo estaba mostrando, simplemente fui demasiado lejos en un momento de descuido!”


“No importa el cuál. Lo que importa es el resultado. Hoho, vamos a levantar una copa para brindar y celebrar esta noche.”


“¿Por qué necesitamos brindar!?”


“Esta noche conmemora la primera aparición de Kusanagi Godou en el escenario europeo.”


Informado por Erica con indiferencia completa, Godou estaba muy sorprendido.


“En realidad, preparé una cámara de antemano. Godou, la destrucción del Coliseo hace un momento fue grabada en video. Actualmente, el video está siendo preparado para su difusión a los involucrados en el mundo de la magia por toda Europa. Los tres VIPs que conociste se han convertido en testigos, por lo que el gran nombre de Kusanagi Godou se extenderá a todos los rincones del mundo europeo de la magia en cuestión de días.”


Pensar que ella había preparado las cosas a tal punto. El humor de Godou fue instantáneamente hundido en las profundidades.


Al ver su reacción, Erica se rió entre dientes y mostro la sonrisa de un demonio.


“Deja de hacer ese tipo de cara, saca el pecho. Actualmente no te pareces a un asesino de dioses en absoluto. Sabes que tu estatus seguirá aumentando a partir de ahora como el Rey Demonio.”


“No tengo ningún deseo de poseer este tipo de título que no se puede escribir en hojas de vida. Tampoco es que quiera levantar mi estatus de esta manera!”


Oponiéndose ruidosamente, Godou bostezó.


Ya era tarde en la noche. Tal vez debido a la fatiga de todo el lío en el Coliseo o el desfase horario, Godou fue golpeado con somnolencia de repente. Obtener algo de reposo lo antes posible parecía una buena idea.


“En cualquier caso, apresurémonos en volver al hotel para descansar un poco. Es muy tarde ya.”


Godou había oído antes que Erica había preparado un lugar para quedarse.


Por lo tanto, propuso ir de regreso. Sin embargo, la chica en su compañía respondió:


“Así es, tenemos que abrir una botella de vino o champán para brindar y celebrar juntos correctamente. Luego, después de eso, debemos descender lentamente sobre la cama, para afirmar nuestro amor por los demás.”


“E-Espera un minuto. Tu plan propuesto es claramente muy inusual.”


Godou ya estaba muerto de cansancio. ¿Por qué todavía tenía que tratar y replicar contra tales ridículos asuntos?


Sintiendo que la vida era muy irrazonable, Godou continuó:


“Aparte del hecho de que menores de edad como nosotros no deben estar bebiendo, pasar una noche juntos en la misma habitación en la misma cama es aún más inapropiado!”


Además, afirmando el amor de cada uno o algo por el estilo sería aún más ridículo.


Como hombre, Godou afirmó resueltamente su negativa e hizo una declaración clara. Sin embargo, Erica puso los ojos en él y respondió con calma.


“Dime, Godou. Lo qué acabas de decir es bastante incorrecto… ¿No hemos experimentado ya todo eso antes? No sería la primera vez, ¿verdad?”


“Uh.”

Godou no podía decir nada en respuesta. Erica continuó enumerando cosas:


“Ya hemos bebido alcohol juntos antes y pasamos la noche bajo el mismo techo. Dormir en la misma cama durante toda la noche hasta la mañana ha sucedido más de una vez. Incluso nos hemos bañado juntos, dejando al descubierto nuestros cuerpos el uno al otro sin reservas…”

Finalmente, Erica añadió:


“Además, ya hemos llegado a la edad legal para beber en Italia.”


Las leyes de las bebidas alcohólicas en Italia eran diferentes a la de Japón. En este país, la edad legal para beber era de dieciséis años.


Habiendo pasado ambos sus cumpleaños, Godou y Erica ya habían cumplido la edad requerida.


Godou se congeló por la falta de motivos para oponerse. Por otra parte, Erica dio un “¡Qué chico tan problemático” mientras se encogía de hombros, con una sonrisa irónica apareciendo en las comisuras de sus labios.


“Godou, aunque tratando de corregir tu fracaso para leer el estado de ánimo puede proporcionar algo de diversión buscada a la fuerza, no es divertido si te pones demasiado excesivo. Déjame perdonarte en este punto por el momento. El amor no puede ser cultivado sin el pleno consentimiento de ambas partes.”

“Y-Ya veo.”


“Sí. Porque aunque declaras tu falta de voluntad, una vez que tu estado de ánimo aumento lo suficiente, incluso me resultaría difícil el detenerte.”


“………”


“Realmente espero que puedas expresar tu gratitud adecuadamente por el hecho de que yo, Erica Blandelli, soy una mujer con tanta tolerancia.”


Godou cayó en un deprimente silencio.


Él lloraba por su incapacidad para refutar alguna de sus palabras.


“Sin embargo, simplemente tolerar no es divertido en absoluto. Eso no sería totalmente de mi estilo.”


La belleza rubia repentinamente mostro una sonrisa malévola.


“Hey Godou, si quieres volver al hotel a dormir, dame un beso de buenas noches.”


“¿Q-Qué dijiste acerca de un buenas noches lo que sea?”


“Un beso en la mejilla está bien, aunque, por supuesto, los labios están bien también. Si lo haces, te llevare hasta el hotel.”


Sólo ahora se dio cuenta Godou, él no tenía idea de dónde se encontraba el hotel. Sin Erica para liderar el camino, él no sería capaz de encontrarlo tan fácilmente. Sin embargo.


“N-No importa. No es como tenga que quedarme en un hotel.”


Godou inmediatamente rechazó su demanda.


“Sólo tengo que encontrar un refugio en algún lado, o incluso pasar la noche al aire libre. O simplemente caminar fuera toda la noche como ésta. No voy a besarte tan temerariamente nunca más!”


Si estuviera en Japón, habría empresas funcionando veinticuatro horas al día, tales como restaurantes familiares, establecimientos de sauna o cafés manga. Sin embargo, la antigua capital de Roma no ofrecía este tipo de tiendas.


Pero ¿cómo podría retractarse simplemente debido a este nivel de retroceso? Godou declaró su determinación.


“Realmente creo que ese tipo de comportamiento es demasiado pronto para mí!”


“Hablando aquel quien ha participado en besos apasionados conmigo varias veces. Oh, bueno, una vez que estés sin de opciones, no tendrás más remedio que darme un beso al final.”


Erica se encogió de hombros ligeramente.


“Godou, la forma en que estás actuando es tan insignificante como un viejo fumador declarando que va a dejar de fumar. ‘Si tan sólo pudiera hacerlo’ declaraciones implican que deseas seguir recordándotelo a ti mismo, pero estás condenado al fracaso cada vez.”


“Hmm…”


“Sin embargo, si realmente quieres probarlo, eso también está bien. Yo te acompañaré.”


La sonrisa de un demonio cruzó los labios de la belleza rubia una vez más.


“Demos un paseo por las calles de Roma. Pero probablemente caigas dormido a medio camino debido al agotamiento? Si eso sucede, te llevare a la habitación del hotel para cuidarte con ternura. Luego pasaremos algún tiempo dulce juntos antes del amanecer? Hoho, será divertido.”


“Es verdad que estoy muy cansado, pero voy a encontrar una manera de aguantar toda la noche.”


Godou contradijo las especulaciones de Erica que eran entregadas como si el futuro ya estuviera establecido.


“Debes saberlo muy bien, tengo mucha resistencia física.”


“Sí. Sé muy bien que eres ridículamente fuerte, Godou. Al mismo tiempo, eres una persona bastante descuidada que deja muchas aberturas. Dada toda una noche, debería ser capaz de encontrar una manera.”


“Encontrar una manera?”

“Para engañarte al hacerte beber una bebida drogada para dejarte temporalmente inconsciente. Parece que debería ser capaz de aprovechar una oportunidad de tenerte atado y restringido, entonces conseguir un coche que te transporte de regreso al hotel… Ves!”


“Dejar de hacer ‘Ves!’ Eso es un secuestro descarado!”

Godou reprendió a Erica quien explicó su plan con una expresión adorable.


“Incluso para mí, no tengo ningún deseo de ir tan lejos. Sin embargo, si simplemente ignoras mi petición, Godou, no puede evitarse. Las chicas enamoradas son responsables de hacer lo que sea cuando el impulso viene a empujar, por lo tanto ten cuidado.”


La autoproclamada chica enamorada dijo algo inquietante con un tono de voz de broma.


“Además, un beso de buenas noches es algo que incluso un niño podría hacer. Si ese es el caso, ¿Cuál es el problema? Espero que puedas mostrarme más generosidad que eso.”


“Uh…”


Godou coincidió que esta descripción podría ser considerada “adecuada.” Sin embargo, se mantuvo sin palabras.


Al verlo así, Erica sonrió con una risita.


“Así que, deja repito mi petición de nuevo. Por favor concédeme un saludo de buenas noches de la forma de tu elección. Por supuesto, un beso en los labios es lo que me gustaría más, pero incluso uno en la mejilla está bien.”


“~~~~”


Un ligero beso en la mejilla era todo lo que tomaría.


Sea como fuere, Godou todavía se sentía preocupado debido a su insistencia. Esto era diferente al  profundo y prolongado “ritual” del beso en que participan normalmente. Tal vez incluso se podría hacer con un estado de ánimo casual. Sin embargo…


“N-necesito prepararme mentalmente, así que me dame un poco de tiempo!”


Palabras de una desesperada lucha final.


Las calles de la ciudad de Roma estaban en silencio.


Ya era más de las 2 am. A diferencia de Japón, donde negocios de veinticuatro horas eran encontradas por todo el lugar, ni una sola tienda permanecía abierta en este momento. Por otra parte, el alumbrado público era mucho menos común que en Japón.


Godou y Erica paseaban por estas calles oscuras europeas por la noche.


Caminando delante estaba Erica quien dirigió el camino hacia el hotel. Godou la siguió un paso detrás de ella. Viajar en coche sería el curso normal de acción en esta situación, pero con el fin de ganar tiempo para “prepararse mentalmente” eligieron este ineficiente medio de movimiento.


“Oh, ¿no sería bueno tener a Arianna que condusca el coche aquí para llevarnos a alguna parte? Mientras tanto, podrás terminar de prepararte mentalmente, Godou.”


“Eso no es justo para Anna-san, definitivamente no hagas eso…”


La asistente y maid de Erica, la señorita Arianna Arialdi, comúnmente llamada Anna.


Godou le respondió a Erica porque la señorita trajo su nombre. Normalmente, ya era hora de dormir. Godou se sentiría mal por despertar a alguien de su sueño a esta hora de la noche.


“No hay problema. Ya le he dado instrucciones de permanecer en estado de alerta hasta que volvamos al hotel. Montar en el coche de Arianna para correr por la carretera en la noche podría llegar a ser una experiencia bastante interesante. No hace mucho tiempo, ella me dio un paseo para ver el mar en la noche, junto con Lily, una amiga mía.”


“Permitiste que alguien que conduce así  entrara a la carretera!?”


Las habilidades de conducción de Arianna-san eran algo peligrosas. Godou ya las había experimentado durante el día.


Aunque Erica había dicho algo como por ‘muy increíble que parezca, Arianna nunca ha tenido un accidente,’ Godou definitivamente no podía apostar por este tipo de esperanzas en el futuro.


Godou estaba asombrado de que ella pudiera hacer algo tan ridículo.


“Siempre sentí que sería una experiencia totalmente nueva, y el resultado fue exactamente como se predijo. La sensación de las manos sudorosas y hasta una columna congelada podría ser saboreada por completo. Esto es probablemente lo que significa experimentar una llamada escena espectacular…”


“Por supuesto. El nivel de peligro es como montar en una montaña rusa sin ninguna medida de seguridad en absoluto!”


Al final, la sugerencia del paseo fue abandonada y los dos continuaron su camino a través de la noche.


Al caminar, a veces se dedican a una charla ociosa y hubo momentos en que caminaron en silencio.


Godou sintió bastante increíble pensar que pasaría tiempo con Erica así.


Estando junto con ella no era desagradable. Incluso cuando no había nada que decir, no se sentía especialmente notable. Por el contrario, incluso después de que él se dio cuenta, no se sentía incómodo en absoluto.


La sensación era como estar con la familia o amigos muy cercanos de sexo masculino.


Pero para Godou, Erica seguía siendo un miembro del sexo opuesto, después de todo. Entre las personas que conocía, ella era la chica más hermosa y atractiva. Consciente de la existencia de esta belleza a su lado, Godou sintió que su corazón comenzaba a acelerarse.


Sin embargo, era increíble que pudiera llevarse bien con ella tan a la ligera.


Para Godou que no estaba acostumbrado a llevarse bien con las chicas, esto no tenía precedentes.


Sin embargo, eso era lo que era.


Si Erica no forzara los besos en él en broma, entonces Godou la consideraría una chica con quien podía llevarse bien con los brazos abiertos más que cualquier otra persona…


Pero claramente ella era una mujer traviesa que se parecía al diablo.


“¿Qué pasa con esa tienda?”


En el camino, Godou descubrió una tienda con todas las luces encendidas.


Un restaurante con una decoración temática de color rojo, parecía ser un restaurante chino.


La hora actual era tarde en la noche. Esta era una parte normal de la ciudad en lugar de una zona comercial muy activa.


A pesar de todo eso, esta tienda aún estaba abierta tan tarde.


“Que increíble devoción por el trabajo. Incluso para una tienda en Italia.”


Godou no podía dejar de elogiarlos.

Como un japonés, estaba bastante sorprendido por los sucesos desconocidos en el sur de Europa, incluida Italia, como las “tiendas en las calles eran cerradas los domingos,” “abrir veinticuatro horas al día, ¿qué es eso?” o “las vacaciones de verano duran todo un mes.”


Incluso había oído hablar de los oficinistas quienes podían “ir a casa a comer con su familia luego tomar una buena siesta después.”


Naturalmente, la chica italiana ofreció sus propios comentarios a la perspectiva japonesa de Godou.


“Godou, perdóname por ser franca, pero ser trabajador no es necesariamente una virtud.”


Moviendo su dedo índice de lado a lado, Erica explicó con un aire de superioridad.


“Lo importante es la calidad del trabajo, no el volumen. Eficiencia y resultados. Incluso sí veinte horas en un día de veinticuatro se gastaran en entretenimiento, está bien en tanto que resultados suficientes se produzcan.”


“Pero creo que el comportamiento habitual es también muy importante…”


Godou opuso al concepto de la nobleza del trabajo presentado desde la perspectiva arrogante de Erica.


“Además, en lugar de gastar tanto tiempo libre en tener diversión, me sentiría mejor si lo usara de manera productiva para hacer trabajo.”


“Veras, esta es la sabiduría rumoreada de los hombres de negocios japoneses. Una persona talentosa y la capacidad pueden ser juzgados por la cantidad de tiempo libre que pueden darse el lujo de gastar en cuestiones significativas de elegancia.”


La opinión del serio hombre  japonés y el espíritu libre de la belleza italiana eran semejantes a líneas paralelas que nunca se juntan.


La intensa fragancia de aceite de sésamo flotaba fuera del restaurante chino.


“…Vamos a entrar?”


“…Viniendo de ti, eso cuenta como una buena sugerencia.”


Después del esfuerzo del duelo anterior, así como el caminar toda la noche, Godou se sentía un poco hambriento.


Los dos establecieron casualmente una tregua Japonés-Italiana y entraron en la tienda.


Godou trató de informarse acerca de la hora de cierre del personal del restaurante chino que se encontraba en la puerta. La respuesta que obtuvo fueron las cuatro y media.


“Eh, eso es casi hasta el amanecer!?”


A pesar de que no estaba abierto por completo las veinticuatro horas, no había mucha diferencia. Este era prácticamente lo mismo que las tiendas especializadas japonesas de ramen.


Tal vez en una metrópolis como Roma, la Ciudad Eterna, había una demanda de este tipo de horas. Mientras Godou se sintió impresionado, el camarero paso delante de Godou.


Llevaba en la mano un gran plato de bollos chinos.


Viendo esto, Erica parecía haber llegado a una idea. Ella comenzó a conversar con el empleado de la tienda que había respondido a la pregunta de Godou.


Luego diez minutos pasaron.


Después de salir de la tienda, Godou y Erica continuaron paseando por las calles de noche. Godou llevaba una gran bolsa de papel en sus manos, llena de bastantes bollos chinos. Estos bollos calientes estaban recién cocidos al vapor y aire caliente se filtraba a través de la bolsa.


“Godou, dame uno.”


“Ten.”


Él sacó un bollo de la bolsa de papel y se lo entregó a Erica.


A medida que sus dedos se tocaron ligeramente, Godou sintió una inexplicable sensación de vergüenza. Entonces Erica rió, intensificando aún más la sensación de Godou.


Oh, bueno, en este punto, Godou no creía que era la única causa.


Por otra parte, este bocadillo de medianoche fue el resultado de las negociaciones de Erica con el empleado de la tienda de ahora.


Rogando repetidamente, se las arregló para llevar sus compras fuera de la tienda que normalmente no proporcionaba el servicio de comida para llevar. De hecho, ya que estaban en el camino de vuelta al hotel, conseguir comida para llevar era preferible a sentarse a comer.


Estos bollos chinos eran de la variedad de bollos de cerdo.


Tomando un buen mordisco, Godou encontró los jugos de la carne del bollo llenando su boca. Absolutamente deliciosos. Disfrutando de este bocadillo de medianoche, los dos siguieron el paseo casualmente.


Godou fue superado por una profunda emoción.


El nunca espero que alguna vez tendría la oportunidad de estar fuera en la tierra lejana de Roma, tarde en una noche como ésta, paseando casualmente por las calles con una chica rubia, comiendo bollos de cerdo…


Habiéndole alguien dicho a Godou hace varios meses que iba a experimentar este tipo de futuro, seguramente habría estallado de la risa.


Sin querer, echó un vistazo al perfil de la cara de Erica. Luego de descubrir su mirada, Erica le devolvió la sonrisa. Eso fue todo. Ninguna palabra fue intercambiada deliberadamente.

Pero ya era suficiente.


Godou vívidamente podía sentir lo que parecía ser la “relación” que había cultivado con Erica.


Además, preguntándose qué debía decir un poco más tarde, Godou finalmente terminó su “preparación mental.”


Al final, les tomó cincuenta minutos de caminata para llegar a un hotel de diez pisos.


Echando un vistazo a la operadora de pie en la entrada, Erica le preguntó:


“Así que Godou, ¿estás preparado?”


“Sí. Supongo que sí.”


“Muy bien. Vamos a intercambiar ‘buenas noches’, ¿de acuerdo?”


La chica rubia se rió con picardía. Sin embargo, la respuesta de Godou fue:


“Umm… no puedo hacerlo, después de todo.”


“No puedes hacerlo?”


Mientras Erica expresaba cierta sorpresa, Godou continuó.


“Si. Definitivamente no puedo besarte con un estado de ánimo relajado.”


Godou expresó sus pensamientos con franqueza.


“¿Cómo debo poner esto, supongo que es mi obstinación como japonés…? Tal vez no tendría un problema con otra persona, pero contigo, Erica, participando en ese tipo de comportamiento sólo se siente tan difícil no importa qué…”

Podía sentir los fuertes latidos de su corazón cada vez que hacia contacto cercano con Erica.


Recordando la sensación, él hizo esta declaración vaga.


“Esto no tiene nada que ver con la nacionalidad, sino tu problema personal como el hombre Kusanagi Godou. En serio, eres obstinado sólo en temas como este!”


Erica afirmó con un tono de lamentación.


“Está claro que ya hemos tenido un comportamiento aún más intenso que el beso ritual, así que no hay punto en ser consciente de esas cosas sin sentido. Además, mientras caminábamos juntos aquí, ¿no fallaste en sostener mi mano? Eso es bastante maleducado  también.”


“Mano!?”


“Sí. Dada esta rara oportunidad para nosotros para tomar un paseo por las calles de Roma, solo nosotros dos, deberíamos habernos sostenido de las manos y abrazado el uno al otro, para disfrutar de esta breve cita.”


“Só-sólo las parejas harían eso!”


“¿Lo has olvidado? Soy tu amante, la mujer más cercana a ti en este mundo.”


Erica declaró con orgullo al pánico de Godou.


“Incluso si no lo fuera, no hay nada malo con lo que dije, en base a tu comportamiento hacia las chicas en general.”


“T-Tonterías.  Yo no he hecho ni ese tipo de cosas, ni hablado ese tipo de palabras.”


“No palabras. Sin embargo, deseo aceptar tus manos con todo mi cuerpo, expresando mi intención a través de mi actitud. Dicho esto, parece que has fallado en percibirlo.”


“Eh… ¿En serio?”


Era ese el significado detrás de la actitud que Erica demostró antes?


Aturdido, Godou vio como la chica latina apasionada suspiró ante él.


“En efecto. Pero no puedo creer que simplemente caminaste junto a mí, Godou… realmente eres muy lerdo y un bloque de madera que no puede leer el estado de ánimo. En Italia, incluso los estudiantes en la escuela primaria saben cómo hacer para complacer a una chica.”



“No, pero yo soy japonés.”


“Eres totalmente impropio para un hombre cada vez que haces ese tipo de declaración. ¡No lo digas nunca más.”


Erica repente dijo “sin embargo,” y sonrió.


“Admito que eres una persona muy especial, por lo que yo te perdone a este punto. Si no expresas tu gratitud hacia mi gran generosidad, tal vez podrías sufrir represalias en el futuro.”


“Eh!?”


“Hoho. ¿Fallaste en notarlo? Lo que ya se expresó hace un momento.”


¿Cómo puede ser esto? No, pero tal vez. Godou se preguntó si había dicho algo imprudente sin darse cuenta?


Mientras Godou se sentía sacudido, Erica lo llevó al hotel y recibió dos llaves en la recepción. Entregando una de ellas a Godou, Erica dijo:


“Entonces descansa bien esta noche. Buenas noches.”


“Sí, buenas noches.”


Godou asintió mientras bostezaba.


Iba a tomar un baño e irse a dormir inmediatamente después de llegar a su habitación. Después de todo, él ya estaba bastante cansado. Tal como se decidió antes, reflexionaría adecuadamente sobre los acontecimientos de esta noche en la mañana, justo cuando estaba considerando esto y otros asuntos…


Erica lo besó.


Un ligero beso de piquito. El contacto corporal que sustituía un saludo… Totalmente inesperado.


Inmediatamente, la segunda ola de besos siguió.


Erica selló los labios de Godou con los suyos y comenzó a retorcerse seductoramente.


Luego inserto su lengua. Erica comenzó a lamer la lengua de Godou apasionadamente con mucha atención… Esto duró un minuto o dos.


Ufff. Liberando sus labios, Erica exhaló suavemente.


“¿Q-Qué estás haciendo tan de repente…”


“Un beso de buenas noches. Puesto que no me vas a besar, entonces tengo que darte un beso en su lugar.”


Erica exhibió una sonrisa adorable en respuesta a la pregunta del sorprendido Godou.


¿Qué demonios estaba haciendo ella en este vestíbulo del hotel!? No, espera, esto fue tarde en la noche, sin una sola persona alrededor. Tal vez ser vistos fue evitado.


Observando el entorno, Godou se dio cuenta.


El joven asistente de pie en la recepción estaba mirando en su dirección.


Si uno fuera a preguntar si el encargado respetaba la privacidad de los clientes con un sentido de profesionalismo y lanzar una mirada que fingía no haber sido testigo de algo, la respuesta fue un rotundo no.


Asintiendo con la cabeza hacia Godou, parecía estar diciendo: “Yo vi todo,” mientras él le guiñó un ojo y sonrió.


Por otra parte, Erica fue tan lejos como para saludar en respuesta al empleado del hotel. Totalmente tranquila y serena, ella mantuvo su sonrisa diabólica.


Sin embargo, como miembro ordinario de la raza Yamato, Godou no estaba al mando de ese tipo de compostura.


Falto del linaje Latino, Kusanagi Godou frenéticamente corrió hacia el ascensor. Tenía que tomar una ducha en su habitación lo más rápidamente posible, para quitar ese sentimiento de vergüenza!


“Esto es realmente! buenas noches esta vez, Godou. ¡Nos vemos mañana por la mañana.”


Erica sonaba como si fuera a perseguirlo. Mostrando sólo su espalda mientras escuchaba sus palabras, Godou se precipitó dentro del ascensor como huyendo por su vida.

 

/CAMPIONE SS2 FIN

 

Anterior     |      Siguiente

Acerca de Bandid

Un lector de LN, WN y otras tantas historias :D en la RL próximo estudiante de psicología
Esta entrada fue publicada en Alianza. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Campione- Vacaciones en Roma

  1. Pingback: El Ilustre sabio, True Lord Erlang | Strange Translations

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s