YNM Capítulo 13

Traducido por MONTICHELORD

Corrección por Matias Godoy

Capitulo 13- Confesión


Aunque fue establecido que estaría bien hablar sobre la situación de Luru e Iris, por donde comenzar era uno de los problemas restantes.

Era solo que Luru era de la raza demonio, pero estaba el problema de si el debería decirles también sobre él siendo el Rey Demonio.

Como sea, él había pensado esto a través del día anterior.

Justo ahora, Gran y Yuumis eran una de sus pocas fuentes de información, y ellos hicieron por una buena muestra sobre para descubrir sobre el sentido común de ésta era.

Él quería saber cómo la gente normal se sentía sobre la antigua raza demonio, y el Rey Demonio.

Y desde que invocó un hechizo de contrato en Gran y en Yuumis, no importa que escucharan, ellos no estaban el posición para hacerlo público.

Los dos podrían haber pensado que es posible remover el hechizo un día, pero el contrato mágico que Luru usó fue uno bastante fuerte, como poco, alguien quien no estuviera en un nivel donde ellos pudieran fácilmente reescribir la barrera de Yuumis ,magia que encontraría disipar el contrato mágico más o menos imposible, podrías decir.

Y si Luru fuera a creer en los dos de ellos, al menos nadie en esta era posee tal nivel de habilidad de alteración de secuencia mágica.

En otras palabras, ellos no serían capaces de disipar la magia de Luru tan fácilmente.

Sobre todo, incluso si hipotéticamente ellos pudieran deshacer la magia, incluso si ellos revelaban su pasado, no sería realmente un gran problema.

Para empezar, si ellos fueran diciendo sobre que el hijo de una clase baja de familia noble en una pequeña villa era el Rey Demonio reencarnado de miles de años atrás, solo: ¿quién en la tierra les creería?

Fue difícil de pensar de ello como cualquier gran problema incluso si ellos fueran a los alrededores propagando tal rumor.

Al contrario, sería un problema más grande si sus habilidades con la magia fueran filtradas.

Como sea, de aquí en adelante, en orden de protegerse a sí mismo, por igual, como en orden para investigar la antigua raza demonio en esta era, ellas eran habilidades que él no tenía opción a excepción de usar.

Probablemente sería difícil ocultarlo completamente. En otras palabras, esta información era algo que eventualmente sería filtrado.

Habiéndolo pensado de esta forma, Luru decidió que no había cosa alguna sobre  sus circunstancias que el necesitara ocultar activamente.

Era nada más que algún pensamiento conservativo sobre no querer revelarlo  inmediatamente después de invocar la magia en la pareja.

Habiendo pensado así de lejos, Luru finalmente abrió su boca.

“…Me pregunto, solo ¿por dónde pretendo comenzar? Para empezar, no creo que ustedes dos me creerán, pero…”

Era un preámbulo, quizás podrías decir, o algunas palabras para defenderse a sí mismo más tarde, pero al parecer daña el humor de Yuumis y ella dijo,

“Ya has invocado el contrato mágico, así que solo habla sin reserva ya. Si esto resulta ser nada grande, entonces será, ’Solo, ¿para qué en la tierra fueron todas esas limitaciones?’, ¿lo sabes?”

Siendo dicho eso, Luru notó que ella tenía razón, y pensando eso el paró con la manera problemática del habla, decidió solo declarar francamente los hechos. Estaba también el hecho que casi confiaba completamente en Gran y Yuumis. Incluso si ellos lo traicionaban, solo sería en un nivel perdonable.

“Bueno, estás completamente en lo cierto, supongo. Parece una buena idea…

pero hablaré francamente. Yo e Iris por igual, somos de la Antigua Raza Demonio.”

Gran y Yuumis perdieron sus palabras por la verdad fue hablada tan francamente, como aún si no fuera nada. Por al menos un momento, los dos de ellos probablemente pensaron que él estaba mintiendo. Como sea, fuera ese el caso, ellos no podían entender el punto de Luru yendo  tan lejos como preparar un hechizo de contrato. Incluso si divulgaran tal mentira, nadie lo creería. También, pensado que no lo era así, no había posibilidad de esto siendo una trampa para ellos dos, sería mucho rodeo para un método. Y desde que él era  lo bastante habilidoso para crear una barrera, de la que, incluso Yuumis, no podría  escapar, lastimarlos directamente sería la opción más rápida e infalible. Habiéndolo pensado hasta aquí de lejos, no había otra opción excepto aceptar lo que Luru dijo como verdad.

Llegando a ésta conclusión en sus mentes, inesperadamente, el primero de los dos

en recuperar su equilibrio fue Yuumis.

“… ’ ¿Qué clase de sin sentido es esto?’—es probablemente lo que debería estar diciendo, ¿huh?”

“Me pegunto sobre eso. Honestamente, no tengo mucho sentido común, ves… Iris por igual. Ninguno de nosotros puede comprender precisamente solo que tan rara es  una existencia de la Antigua Raza Demonio, o como son vistos. Eso es por qué no puedo incluso imaginar lo que sería una reacción normal… Pero de lo que puedo ver de sus reacciones al menos, parece que es justo como en el libro que leí, nosotros los demonios parece de habernos convertido casi leyenda o algo, ¿huh?…”

Para Luru quien dijo como tal, Yuumis saltó y dijo:

“¡Obviamente! Algo como la Antigua Raza Demonio… Esto está proviniendo de alguien investigándola como yo, pero es un mundo de mentiras, falacias y engaños ¿¡lo  sabes!? Por algo como eso… para estar ante ti… Incluso si dijiste eso, nadie te creería, lo sabes… Para empezar, solo, ¿cómo en la tierra puedes probar esto?”

“Si tú dices eso yo estaré en problemas… pero, por prueba… al menos, la razón de que Iris y yo pudimos alterar tu hechizo de barrera fue debido a eso. No es algo que cualquiera pueda hacer fácilmente, ¿cierto?

Siendo dicho eso, parece como si las palabras de Yuumis estuvieran atascadas en su garganta porque ella solo murmuró, ’Uu’ y se sentó otra vez. Probablemente golpeó donde duele. La habilidad de Yuumis era una certeza. Desde el punto de vista de Luru, había nada excepto un sentimiento de rareza sobre el hecho que a pesar de su habilidad en magia, su habilidad en alteración de  secuencias mágicas era demasiado baja.

Fue debido a esto que Luru supuso que la técnica que el usó, básicamente, no  existía en esta era, y así lo dijo lo que hizo.

Después de eso, habiendo observado la discusión de Luru y Yuumis, y, aparentemente, volver en sí. Grand comenzó a preguntar de una manera comprensiva y tímida, que no encajaba para nada con su enorme porte.

 “Yo tenía pensado que no eras un chico normal, pero para ti ser un Antiguo Demonio… Pero en ese caso, ¿no es raro? Por iniciativas, tus padres son  definitivamente nobles de ésta nación. Ellos tienen un árbol familiar grabado, tú fácilmente puedes suponer que no hubo ningún ‘Antiguo Demonio’ o algo en esos registros. Pero a pesar de eso, ¿dices que eres un Antiguo Demonio? Como por Iris-jouchan, ella estaba durmiendo en esas ruinas. Debido a eso, no es como si no lo puedo imaginarlo pero…”

Era una duda completamente justificada. Pero estaba la pregunta de si un humano pudiera entender la explicación. La idea de reencarnación era un concepto endémico para la Raza Demonio. Como sea, habiendo acabado así de lejos, Luru recordó -‘Venir a pensar de ello…’

“Ah, cierto. Hace un rato, le pregunté a Yuumis sobre que quería convertirse si ella pudiera renacer, ¿cierto?”

“¿Uh?, Sí. Yo quería convertirme en un ave. ¿Qué sobre ello?”

“¿Tu entiendes el concepto de renacimiento?”

“Bueno, sí. Lo entiendo. Es cuando el alma transmigra, ¿no? Es romántico, ¿cierto?”

En Yuumis quien parecía como si  estaba soñando un poco mientras ella respondía, Luru e Iris recibieron un gran shock.

“Luru-sama… Solo, ¿qué significa esto?”

“No lo sé tampoco pero… parece que ella realmente entiende, huh…”

Yuumis no era human, era un elfo. Como sea, incluso si es así, en el pasado, tales palabras proviniendo de una boca élfica, era imposible. El concepto de reencarnación era endémico de la Raza Demonio; una fe religiosa.

La Raza Demonio, ha ocupado la derrota. Este siendo el caso, la religión de la era actual debería haber sido unificada, y los gustos de la fe de la Antigua Raza Demonio debería haber sido enviada al  oscuro olvido de la historia, pero parece que como mínimo la idea de la reencarnación permaneció.

La religión era bastante deficiente en la villa, así que no habían establecimientos de la iglesia allá, significando que Luru no había pensado muy profundamente sobre ello, pero ahora Luru notó que había algo que necesitaba investigar.

Aunque habiendo dicho eso, justo ahora no era lo que deberían estar hablando. Ellos estaban discutiendo la identidad de Luru. Volviendo al tema, Luru continuó:

“Bueno… Si entienden el concepto de reencarnación, entonces esto hace, las cosas mucho más rápidas. No soy un Antiguo Demonio, de por sí, pero alguien renacido de un Antiguo Demonio a un humano. Eso es por qué mi cuerpo es aquel de un genuino humano, y mis padres ambos son humanos por igual.”

“Renacido… ¡Así que realmente fue un renacimiento después de todo!”

“No era una mentira, ¿huh? Sigue habiendo algo después de la muerte, huh…”

Ambos ojos de Gran y Yuumis estaban ampliados de la sorpresa. Luru entendió sus sentimientos bastante bien. En verdad, incluso Luru e Iris, quienes eran de una fe que creía en esto, no podían esconder su sorpresa cuando le pasó a Luru. Luru continuó en una manera que no los interrumpiera.

“No es una mentira. La razón siendo que morí en mi vida previa. Iris puede certificar el hecho, no hay error en ello. En verdad, Iris y yo éramos originalmente conocidos. Y por una razón que desconozco, ambos nos reunimos en ésta era, Ahh… no es que la metí allí, por el camino .Todo fue solo coincidencia…”

“Significa… Espera. ¿La explicación que me diste en las ruinas fue una mentira entonces?”

Gran miró a Iris de una mentira un poco acusadora. Desde el punto de vista de Gran, quien había simpatizado con ella, si realmente fuera una mentira, era algo que se sentía un poco triste.

“No. Ninguna cosa fue una mentira.”

“Entonces ¿qué significa esto?”

“En el pasado, perdí a una persona muy importante para mí… Esa persona era el mismo personaje sentado justo aquí, Luru-sama.”

“…Eso es…”

“En el pasado, debido a que Luru-sama fue muy buen amigo de mi padre, era amable incluso conmigo. Luru-sama era un personaje quien debería haber estado lo bastantemente ocupado que ellos no tenían tiempo que prestar en los gustos de un crío como yo, pero a pesar de eso, el venía a visitarme en varias maneras… En mi cumpleaños, el vendría sin falta con un regalo en la mano para celebrar, y jugaría mucho conmigo. Debido a esto… no tomó mucho tiempo para mí desarrollar un profundo,  profundo afecto por Luru-sama.”

Habiendo dicho todo eso en un aliento, Iris detuvo sus palabras temporalmente. Y entonces repentinamente mirando a un espacio, como si estuviera llamando algo, sus cejas fruncen en una expresión triste, y ella comenzó a seguir  hablando.

“Como sea, en esos días… era una caótica era de guerra. Absolutamente nadie pudo escapar de la batalla, y Luru-sama ha sido un personaje quien estaba constantemente en el centro de ello. En la víspera de mi séptimo cumpleaños… Luru-sama… fue… asesinado. Como Luru-sama estaba, como declaré un momento atrás, constantemente en medio de la guerra. Desde cuando era muy pequeña, me había preparado a misma por el hecho que algo como esto podría pasar algún día. Como sea, la manera en que el murió fue demasiado grande… así que, ninguno de nosotros los sirvientes pudo despedirlo cuando falleció…”

Mordisqueando su labio, Iris continuó. La siguiente expresión en su cara era ira.

Sentí remordimiento. Me sentí apenada… Entonces decidí vengarme. No contra los que lo mataron… Sino contra el mundo que lo mató, levantaría una señal de rebelión, pensé. Machacaría la guerra, las razones que la causaron, como un servicio en memoria por Luru-sama, pensé. Como sea… Al final mi determinación llego a su fin a medio camino. En el camino, fui secuestrada por alguien  desconocido y fui arrojada en el equipo de esas ruinas… Después de eso, es como sabes, Gran-sama. Te vi a ti y a Luru-sama, y en mi confusión de medio despierta, te ataqué por igual… y así, arribamos a éste punto.”

Una vez que ella finalizó lo que quería decir, Iris volvió a su expresión calmada normal.

Escuchando eso, Gran hizo una difícil expresión,

“Tenías ese tipo de circunstancias… Perdón por dudar de ti…” se disculpó

En cambio Iris, ella respondió

“No. Lo que te dije en las ruinas no era mentira, pero… tampoco fue preciso. Y el intento era para ocultar la verdad. De que estuve dudosa fue un problema por supuesto. Al contrario me gustaría agradecerte por perdonarme…”

“Está bien. No te preocupes… lo entiendo… Pero dejando Luru de lado, Iris-chan, solo, ¿qué edad tienes? Tú no reencarnaste o algo, ¿cierto?”

Era algo que también Luru tenía en mente. Antes de que Luru muriera, era definitivamente una chica quien era inteligente más allá de su edad, pero él no tenía memorias de ello siendo hasta este punto.

Iris pensó sobre ello un momento, y habló.

“…Cuando Luru-sama falleció,  tenía siete años. Fui sobre el campo de batalla peleando por otros cincos duros años, así que… eso me hace de doce. En consideración de mi apariencia, debido a una característica especial de la Antigua Raza Demonio…mi crecimiento es solo un poco lento”

Doce años.

Cuando Luru pensó sobre el hecho que ésta chica peleó por cinco años después de eso, él no sabía qué decir sobre el problema que le hizo pasar. Como sea, pensó que habiendo dicho eso, disculparse podría ser la cosa equivocada que hacer. Ésta chica no deseaba una disculpa.

No una disculpa, pero mejor encarar lo que se viene, y pensando que hacer de ahora en adelante, seguramente la haría más feliz. Pensando esto, Luru decidió arriesgarse a no disculparse.

Como sea, aunque era cierto que la Antigua Raza Demonio crecía más lento, incluso eso tenía sus límites. En particular, crecer hasta que ellos maduran como un adulto, el crecimiento de la Antigua Raza Demonio no era del todo lenta comparada al de los humanos. En ese caso, el crecimiento de Iris era… Pensando así de lejos, Iris notó la mirada de Luru, bajando la vista en su propio cuerpo tristemente, ella suspiró y dijo,

“…Todavía tengo doce, y se mantiene la posibilidad de crecer…”

Ella murmuró, mirando hacia abajo con sus mejillas pintadas de rojo en vergüenza, Luru sintió que sería deplorable para él para considerar esto más, y decidió parar.

Viendo a Iris actuar así, la pesada atmósfera se aligeró solo un poco, y Gran abrió su boca.

“…Entendido. Incluso, para tu edad eres muy inteligente pequeña señorita-jouchan, ¿no lo eres? ¿Son todos los Antiguos Demonios así?”

“No. creo que Iris es especial. Los otros no eran nada diferente a los humanos. Había una diferencia considerable para los humanos en su control del mana pero… no había mucha diferencia en el interior.”

“Heh, ya veo…aunque yo absolutamente no tenía idea que escucharía algo como eso de un Antiguo demonio por sí mismos. Escuchando esto, parece ridículo que ellos sean llamados Raza Legendaria o lo que sea.”

Dijo Gran, pareciendo haber llegado a una conclusión-sobre el hecho que Iris y Luru eran de la Antigua Raza Demonio, al igual como de lo que hablaron justo ahora. Podrías decir que una persona magnánima se refirió a éste tipo de hombre.

Yuumis era un poco diferente, y quizás porque finalmente digirió que Luru e Iris eran de la Antigua Raza Demonio, parecía como si ella estaba poco a poco volviéndose animada. Aunque podrías decir que era solo un hobby, las cosas que ella había estado persiguiendo por un largo tiempo estaban ahora ante sus ojos. Su alegría era probablemente inmensurable. Además, parecía que Yuumis ha tomado una palabra que ella no podría pasar por alto.

“Que ustedes dos son Antiguos Demonios… es algo que entiendo ahora… Pero justo hace un momento atrás, había algo que Iris-chan dijo que no había estado posible olvidar, como vez.”

“Yo… ¿Qué dije?

Iris inclinó su cabeza hacia un lado. Yuumis entonces habló.

“Tú lo dijiste, ya sabes… ’Sirvientes’ o algo, Luru es un Antiguo Demonio, y tú también lo eres, Iris-chan. Estoy bien con la historia hasta ahí. Pero… ¿qué tipo de posición mantuvo Luru? Tus palabras sonaron al menos como si estuvieras sirviéndole… Si tu mencionas un Antiguo Demonio… quien fue servido por otros Antiguos Demonios…”

Por su manera de hablar, Yuumis probablemente a su punido más o menos la verdad. Como sea, no estaba convencida de ello, no era nada más que un pensamiento que se le había venido a la mente.

Y entonces, Luru ya no tenía una verdadera razón para ocultarlo.

Es por eso qué  habló francamente.

“Si, tienes razón… En el pasado, era quien los Antiguos Demonios seguían… Aquel que lideró toda la Raza Demonio en la batalla… En mi vida pasada, fui—“

——EL 100th Rey Demonio Luruslia Nord.

/Capítulo 13 FIN

Anterior       |        Siguiente

Anuncios