YP Capitulo 04 WN

Capítulo 4- Intenté ser invitado


He estado rondando por el Gremio durante una semana. Me han ido bastante bien las misiones, y he subido hasta el rango D. Como siempre, vengo al gremio a informar sobre la misión que he finalizado.

“Hey ¿saes’ que las señoritas están por ahí? Por eso todo el mundo está procesando sus misiones ahí. Así que ¿Por qué te está’ molestando en venir ta’ aquí?”. Me preguntó con irritación.

Yo me hacía la misma pregunta.

“Bueno, cuando vine por primera vez esperaba una linda señorita en recepción, pero no sé, simplemente he acabado acostumbrándome a tener a Clayman como recepcionista.”

“Con que “acostumbrándome a”…, y una mierda chava’, estás aumentando la cantidad porquería que tengo que hacer.”

Su voz resonó por el Gremio. Clayman era la persona que había procesado mi registro como aventurero la primera vez que vine al Gremio.

3 días después de registrarme, el resto de personal volvió, pero seguí haciendo que procesara mis misiones. Como era Clayman, a pesar de que se quejaba, seguía haciendo su trabajo adecuadamente.

“Aún así eso no tiene importancia, el trabajo sigue siendo trabajo. Deja de quejarte.”

No tengo ninguna razón por la que no acudir a él.

“No, en primer lugar este no era mi trabajo. La única razón por la que me encontraba aquí es porque el resto de personal se había tomado el día libre por el festival de los héroes.” Siguió quejándose mientras procesaba la dichosa misión.

Y de esta manera, mientras se quejaba del trabajo a la vez que hacía el proceso correctamente, y aportando algunos comentarios de cuando en cuando. Hubo una conmoción repentina en la entrada del Gremio.

“¿Huh? ¿Ha pasado algo?”.

Clayman se apoyó en la mesa para echar un vistazo a la entrada, y yo también puse mi mirada en la misma dirección para ver la causa de la conmoción.

“Disculpe, ¿Me puede dejar pasar, por favor?”

Mi diosa Cecilia está aquí. Podías escuchar a toda la gente que había alrededor preguntándose qué hacía la héroe Cecilia-sama en un lugar como este.

El ambiente general era como el que había en los conciertos de idols de mi vida pasada.

Incluso Clayman, el hombre problemático que siempre iba a su propio ritmo, estaba un poco sorprendido.

Ella se dirigió lentamente hacia mi dirección.

“Perdóname por no haberme puesto en contacto contigo antes.”

Yo y los miembros del gremio que había alrededor mía acabamos petrificados al ver cómo ella inclinada la cabeza para disculparse.

Solo Clayman permaneció tranquilo, sin perturbarse. Sus ojos abatidos como siempre mientras observaba cómo se desarrollaban los hechos.

“Discutamos esto en más detalle en mi casa.”

Con un “Vamos, a moverse”, cogió mis manos petrificadas. Y de esta manera me sacó del Gremio. Después de salir, el Gremio entró en un gran revuelo, chismeando sobre lo que acababa de ocurrir.

Al salir, entramos en el carruaje con el que ella había llegado. El conductor me miró con sospechas, pero bajó la cabeza después de que Cecilia le explicase la situación.

Esta era la primera vez que había experimentado ir en un carruaje mientras tropezaba con baches por el camino.

“De verdad que había planeado encontrarme contigo antes, pero entre el festival y las fiestas, el tiempo se me fue de las manos…”

Se disculpó e inclinó la cabeza de nuevo. No es como si quisiera que me pidiese perdón, pero bueno…

“A ver, es la primera vez que salgo del castillo, y al fin he conseguido disfrutar de la vida cotidiana en otro mundo. Por lo que en realidad no me importa tanto.”

“…Me alegro de que te lo tomes de esta manera.”

De alguna forma, parecía que seguía un poco deprimida, por lo que cambie el tema.

“Ahora que lo pienso, me sorprende que me hayas podido encontrar.”

“Al principio me pregunté sobre qué haría…, no tenía ni idea de qué aspecto tenías tras camuflarte. Por lo que revisé los Gremios de la zona con nuevos miembros.”

Ya veo, eso probablemente haya conllevado un gran esfuerzo.

“Aún así…, conseguí encontrarte antes de lo esperado.”

¿Qué quería decir?

“No cambiaste tu nombre, incluso tu aspecto físico tampoco ha cambiado mucho…En serio, ¿qué estabas pensando?”

“¿Qué dices? ¡He cambiado completamente!”

Ya desde el momento en el que estaba con los demonios, no aparentaba mucho ser uno, tenía la cara aburrida de un humano. Si tuviera que mencionar algún problema serían los espléndidos cuernos de mi frente, y las alas que tenía en mi espalda.

“Soporté el dolor y partí mis cuernos, e incluso me deshice de mis alas.”

Podía regenerarlos si quería, pero no tenía la intención de hacer tal cosa, al menos de momento.

“Incluso así…, mi grupo de héroes ha visto tu cara. Por lo menos ponte unas gafas, por favor.”

Y de esta manera, en medio de nuestra discusión sobre mi camuflaje, el carruaje dejó de moverse repentinamente. Parecía que habíamos llegado a nuestro destino, y con el aviso del conductor, salimos del carruaje.

“Caray…, sí que es grande.”

En frente mía había una gran mansión, delante de la puerta había dos personas que parecían guardias.

Después de salir del carruaje con Cecilia, la seguí hasta mansión, pero los guardias me pararon.

“Mi lady, bienvenida de vuelta…¿Quién es exactamente este caballero?”

Los guardias me apuntaron con sus lanzas. En serio, ¿qué estáis haciendo?

“¡Bajad esas lanzas! Este hombre es un preciado amigo mío.”

Bajaron las lanzas. seguía habiendo algo de inquietud, pero no se atreverían a desobedecer las órdenes de Cecilia. Podía sentir las miradas asesinas de los guardias mientras seguía a Cecilia al interior de la mansión.

/Episodio 04 WN FIN

 

Anterior       |       Siguiente