YP Capitulo 15 WN

Capítulo 15: Traté visitando a la chica que me gusta cuando estaba enferma.


Al igual que ayer, llegué a la mansión Aquarain por invitación de Celia-san, Honestamente, todavía estaba acabado por la gran revuelta de ayer, pero…

“… Me pregunto qué quiere de mí?” Supongo que no hay que pensarlo demasiado…”                        (Youki)

Probablemente iba a ser regañado. El día libre forzado de su hija terminó en un enorme fracaso. Tengo miedo de sólo pensar en la mirada que me va a dar.

Me pregunto si será que Sophia-san hará equipo con Celia-san?, Eso podría realmente ser la muerte para mí. Entrar sería muy aterrador. Pero me armé de valor y entré en la mansión.

“…Capitán.”           (Hapyneth)

Al igual que cuando vine ayer, Hapyneth me guio a través de la mansión. Al llegar a la habitación de Celia-san, me dio estas palabras de despedida,

“…Descansa en paz.”             (Hapyneth)

Esas fueron sus últimas palabras al salir. Simplemente que horrible destino me espera, Llamo a la puerta y entro en la habitación.

“Oh mi, bienvenido. Realmente viniste.”             (Celia)

Celia-san sonreía igual que ayer… o eso creía, pero tras una inspección más cercana no estaba realmente sonriendo para nada. De hecho, estaba bastante furiosa.

“Lamento decir que Cecilia está enferma en cama hoy. El alboroto de ayer fue más de lo que podía tomar. Cuando llegó a casa, inmediatamente se derrumbó.”       (Celia)

Estoy sorprendido y salté rápidamente del sofá y me acerque a Celia-san para obtener más detalles.

“Cecilia se desmayó!? ¿Está bien!?”                  (Youki)

“Cálmate. Ella está descansando en su habitación ahora mismo.”    (Celia)

Celia-san me tranquilizó y caí de rodillas.

“No lo puedo creer…”            (Youki)

No puedo creer que Cecilia se desmayó. Todo es mi culpa. Siento el alma torturante de la culpa  envolviéndome.

“Vamos vamos, no seas tan duro contigo mismo. Sólo está un poco resfriada. El curandero dijo que si tiene un par de días de reposo en cama estará tan bien como la lluvia.”           (Celia)

A pesar de que no era un mal resfriado, soy la razón por la que ella cayó…

No puedo dejar de preocuparme por ella.

“… ¿Es así? Eso es bueno, entonces…”             (Celia)

Por ahora, tengo que calmarme. Ponerme todo exaltado no ayudará a Cecilia a recuperarse más rápido.

“No estoy realmente enojada contigo, Youki-kun. Fui quien te pidió que acompañaras a Cecilia. De hecho, con el que estoy muy enojada es con el héroe.”         (Celia)

Parece que Celia-san conoce al verdadero culpable detrás de los acontecimientos de ayer. Su sonrisa de repente se volvió fría como el hielo.

“De hecho, el héroe vino un poco antes. No sé cómo se enteró de su condición, pero se ofreció a cuidarla hasta su regreso a la salud.”            (Celia)

La sonrisa de Celia-san se hizo aún más peligrosa. Pudo haber sido mi imaginación, pero la habitación de repente parecía mucho más fría…

“Como si fuera a permitir que el autor que arruinó el día libre de mi adorable hija fuera a hacerlo. No soy una mujer que perdona. Así que cortésmente decline y lo envié a casa.”    (Celia)

Celia-san ríe ominosamente.

A pesar de que no estaba hablando de mí, todavía tengo un escalofrío. Obtuvo lo que se merecía, pero todavía siento un poco de lástima por él. Estoy seguro de que fue una experiencia muy aterradora.

“Sin embargo, fue diferente para ti. Como he dicho antes, yo fui la que te pidió el escoltarla, por lo que no eres culpable. Incluso Cecilia dijo que hiciste tu mejor esfuerzo para hacer su día divertido.”         (Celia)

“Cecilia dijo eso de mí?!”           (Youki)

Maldita sea, si Yuuga y Mikana no nos hubieran acompañado, esa cita habría sido todo un éxito!

Mi suerte fue seriamente mala ayer.

“Es realmente una lástima lo de ayer. Pero si hay otra oportunidad, voy a pedirte que la acompañes de nuevo. Parece Cecilia no estaba muy satisfecha con cómo terminaron las cosas tampoco.”             (Celia)

Me pregunto si es por eso que Celia-san quería que viniera por hoy?, Pensando que estaba deprimido, Cecilia pudo haber querido animarme. Bueno, espero que esa sea la verdadera razón.

“Cecilia no es la único que piensa eso. Dada la oportunidad, me gustaría mucho llevarla de nuevo.”             (Youki)

Ayer fue sin duda una decepción, pero me aseguraré de que el siguiente sea un éxito. (Youki)

Celia-san sonríe a mi respuesta.

“Si quieres, te dejaré ver Cecilia un poco antes de ir a casa. Es casi la hora para el almuerzo, por lo que debe despertar pronto.”         (Celia)

Todavía está enferma, así que me pregunto si es una buena idea molestarla. Pero si es sólo por un momento, me gustaría hacerle una visita mientras que no se siente bien.

Llamo a la puerta de Cecilia y entro en su habitación. Cecilia está durmiendo en la cama en su camisón. Tiene una fiebre por lo que su cara está un poco enrojecida.

“Youki-san, estás aquí….siento que tengas que verme así…”          (Cecilia)

Está teniendo dificultades para hablar. ¿Es realmente sólo “un poco enferma’? Como pensaba, debo mantener mi visita corta.

“No te preocupes por eso, voy a estar fuera de aquí pronto. Sólo quería disculparme por lo de ayer. Finalmente tuviste un día de descanso, y luego…”          (Youki)

Iba a hablar de cómo fue un desastre, pero Cecilia habló primero.

“…Youki-san, no hiciste nada por que disculparse. Ayer… todos tuvimos realmente la culpa.”          (Cecilia)

Compartí parte de la responsabilidad, pero era en su mayoría culpa de Yuuga. Así es como es Cecilia, no echa la culpa a nadie.

… es demasiado agradable.

¿Pero está realmente bien dejar las cosas así?

“No, en realidad es mi culpa.”

Su día libre se arruinó, y su salud se vio comprometida. Esa es la verdad del asunto.

Estaba tratando de no dejar que me culpe a mí mismo, pero este es quien simplemente soy.

No importa cuántos trucos tengo, sigo siendo el mismo que era antes de mi reencarnación.

“… Entonces voy a culpar a Youki-san por todo.”            (Cecilia)

“Sí, es cierto, es todo culpa mía…¿eh?”                (Youki)

Hace apenas un minuto ella dijo que nadie tenía la culpa, ahora ella hizo un giro de 180 y puso todo sobre mí.

“Youki-san tiene la culpa de perder toda mi día libre. …Así que por favor compénsalo haciendo un buen trabajo con el siguiente, ¿de acuerdo?”          (Cecilia)

… No es como una promesa de tener una segunda cita?, Un interruptor se encendió dentro de mí.

“…Je, simplemente dejar todo para mí, nena. Ayer pudo haber terminado en fracaso, pero no pienses que va a suceder de nuevo! te mostraré el momento de tu vida, puedes contar con ello!”           (Youki)

Con una risa bulliciosa y seguro de mi mismo, terminé mi discurso con mi pose firma. Eso hizo sonreír a Cecilia. Con esto, creo que nos hicimos un poco más cercanos.

De repente, fui agarrado firmemente por los brazos.

¿Quién diablos está arruinando mi salida gloriosa?

Cuando miré, vi…

“Youki-sama, mi señora está enferma. Le pido que por favor permanezca tranquilo mientras usted está en su habitación…vamos a tener una pequeña charla, ¿de acuerdo? Por favor, discúlpenos, Mi Señora.”         (Sophia)

Sophia-san se quedó allí completamente inexpresiva.

Oh, mierda, quiero correr, pero el aura que está emitiendo dice que no tengo oportunidad.

Sophia-san dio una rápida y hermosa reverencia, y luego se mantuvo sosteniéndome por los brazos y me arrastro fuera de la habitación.

Cecilia sólo sonrió y me despidió.

Espero que se recupere pronto, pienso mientras sonrió y me despido de ella.

Después de eso, fui reprendido  a fondo por Sophia-san.

Continuara…

Anterior     |     Siguiente

Anuncios